28 marzo, 2011

Instalar autoadhesivos de mediano y gran formato

Instalar autoadhesivos de formato pequeño no representa complicación alguna, como sí sucede con los de mediano y gran formato. La mayoría de los nuestros caen en la primera clasificación, pero ocasionalmente hay formatos medianos.

Puede hacerse en seco, siempre que se sujete un área inicial que podría ser una esquina de arriba hacia abajo e ir deslizando con una espátula plástica de modo que el liner se desprenda por sí mismo, particularmente cuando la espátula está a unos 45° de inclinación hacia atrás.

Lo mejor es hacerlo en mojado. De esta manera, si las dimensiones lo permiten, puede desprenderse toda la película. Se aplica agua jabonosa (jabón líquido), shampoo diluido o líquido limpiavidrios, tanto en la superficie a pegar, como en la cara adhesiva de la misma película. Eso permite el libre deslizamiento para ajustar en el sitio correcto e ir eliminando el agua presionando desde el centro de la pieza, hacia afuera.

En ambos casos, si quedan burbujas (que no siempre pasa cuando se hace en mojado) puede pincharse con aguja de jeringas (por el filo) y se presiona para forzar su salida. En las películas transparentes podría dejar ciertas evidencias de ello, así que es preciso hacerlo con cuidado. En el caso de superficies sobresalientes como remaches, uniones o formas irregulaes, una pistola de aire caliente o en su defecto una secadora, puede ayudar a ablandar la película para conformarla a esos contornos.

Para más detalles e información sobre nuestros productos, contáctenos